Estudios de la industria
Para conocer el mundo de la gastronomía es necesario ir más allá de los platillos. Por este motivo, Residente colabora con investigadores que dan a conocer el estado actual de la industria. Esto a través de entrevistas con los protagonistas del día a día en restaurantes, estadísticas del panorama urbano, encuestas con comensales de todo tipo, datos oficiales de instituciones y más.
Primer estudio general de la industria gastronómica en Nuevo León
La siguiente es una investigación que pretende responder a la pregunta ¿a qué se debe el boom gastronómico de Monterrey? Está dividida en seis apartados. El primero de estos es la oferta, que incluye cuatro de las primeras posibles respuestas a dicha cuestión: escuelas culinarias, bienes raíces, chefs famosos a nivel mundial y prestigio o inversionistas. La demanda, a su vez, trata con el crecimiento de la ciudad, el cambio generacional, la mayor percepción de seguridad y las redes sociales.
El mapa señala las áreas de oportunidad y saturación de la ciudad en cuanto a restaurantes, a la vez que ilustra algunos de los puntos anteriores sobre el desarrollo urbano. Después del tema de rentabilidad comienza el estudio de los comensales, divididos en tres edades: jóvenes, adultos y maduros. Sus respuestas son producto de 900 horas de encuestas a 385 personas en diferentes eventos y establecimientos culinarios de la ciudad. Por su parte, treinta expertos fueron entrevistados a profundidad para el resto de los temas, el último de los cuales habla sobre los retos que enfrenta cualquier empresa en esta industria hoy en día. Tales desafíos, como el resto de los temas, no son exhaustivos pero sí fueron considerados como los más importantes por los entrevistados. Los dueños de restaurantes, arquitectos, diseñadores, mercadólogos, maestros y demás permanecen anónimos para poder asegurar la con anza que brindaron a este proyecto.
Primer estudio laboral de la industria gastronómica en Nuevo León
A raíz de la publicación del “Primer estudio general de la industria gastronómica de Nuevo León”, en la que se corroboró el boom gastronómico del área metropolitana, surgieron preguntas más profundas por parte de restauranteros y de nuestro consejo editorial. Junto con Fingerfood iniciamos entonces, la tarea de tratar de entender, con la misma profundidad y metodología, qué pasa con los empleos de la industria.
Cuál es su realidad en cuanto a demografía, economía, educación, género y percepciones. He aquí entonces el primer estudio laboral de nuestra industria. En comparación con aquel primer estudio, el general de la industria, éste es más técnico. Contar una historia ahora, es más difícil y contiene menos datos cualitativos, sin embargo, la información es reveladora en sí misma. Aquí se presentan solo algunas perspectivas, pero quedan la mayoría de las interpretaciones abiertas para el lector. Monterrey y sus municipios aledaños tienen características únicas y se encuentran en una coyuntura especí ca de urbanización y despegue culinario. No existe, por lo tanto, un deber ser contra el cuál compararla y ese es quizás el punto más importante sobre el cual debiera partir la subsecuente acción.
El catering en Monterrey
Un catering que funciona excelente para un desayuno social no siempre va a ser la mejor opción para una reunión de negocios, igual que el de una boda no necesariamente quedará en un evento informal. No importa qué tan bien referida venga una empresa, ni siquiera si hemos probado los platillos que ofrecen, la selección del catering se resume al tipo de evento y presupuesto con el que éste cuenta.
Para dar una idea más clara sobre el proceso de compra, descrito aquí como costumer journey, y presentar las opciones de la ciudad, Manzara realizó entrevistas a profundidad con clientes de estos servicios e inventariaron los que actualmente existen. Comenzaron por mapear la experiencia de búsqueda de quien contrata un catering, desde su necesidad hasta que cierra el trato con un proveedor. Realizaron una guía de entrevista, identificaron los procesos en común, y posteriormente, la toma de decisión.
A la par investigaron las compañías que ofrecen este servicio, a través de referencias y búsquedas en línea, incluyendo todo tipo de alimentos, desde bandejas hasta bebidas. En el inventario se presenta un breve proceso explicativo de las diferencias de cada tipo de catering y se dividen en la parte final dependiendo de su especialización.
Entre otras cosas, para cualquier contratación, Manzara recomienda solicitar y acordar con el proveedor la fecha y hora exacta de entrega para prevenir contratiempos, y considerar las políticas de cancelación o cambios en caso de requerirse. Mover la fecha o lugar, agregar o quitar invitados o no llevar a cabo el evento son algunos posibles escenarios. Finalmente, hay que saber que el costo global es diferente al del platillo, por lo que, además, una reunión pequeña puede tener un mayor precio por plato individual que si se tratara de un servicio para más gente.
Si deseas conocer el contenido íntegro de estos estudios de manera gratuita no dudes en escribirnos a: estudios@residente.mx