09 de enero

Midnight en Le Coeur

La velada fue intima y especial, también probé caracoles por primera vez
Redacción por: Balbina Reyes
Fotografía por:

Estaba paseando a Santiago, mi perro adoptado, cuando de reojo vi unos coloridos macarons detrás de un ventanal. El rinconcito de aspecto muy francesito instantáneamente me llamó la atención, y para saborearme la repostería a menor distancia, crucé la calle.

 

Para ser sincera, pensé que me iban a echar con todo y perro, pero para mi sorpresa, sucedió lo contrario, me ofrecieron amablemente cuidarlo y apapacharlo mientras a mi me invitaban a pasar a conocer.

 

La atractiva repostería que vi desde la calle, fue lo que me hizo acercarme, pero lo que me hizo quedarme intrigada, fue una sección muy elegante de mesas, que a primera instancia había fallado en notar ¡Es un restaurante!

 

El espacio es muy auténtico y compuesto de finos detalles. Alegre música francesa, candiles en el techo y pisos de mármol blanco. Me recuerda a Midnight in Paris, de Woody Allen, y la verdad, en mi imaginación, Ratatouille trabaja en esta cocina.

 

Se llama Le Coeur, corazón en francés, porque no sólo están ubicados entre Calzada del Valle y Calzada San Pedro, sino también, en esta cocina el motivo común es la pasión por la comida high-end y auténtica francesa, se refleja en el aura del restaurante, en su core, o centro.

 

El espacio es pequeño, caben alrededor de 60 personas, por lo que hay mayor control de calidad en todos los productos que ofrecen. El servicio es mucho muy personal porque no hay manera de que algún cliente pase desapercibido. Uno se siente atendido, especial y consentido en todo momento ¡Uh-la-la!

 

“Empezamos despacio porque no queríamos ser muy agresivos en el mercado, no somos competencia, somos diferenciadores.” Me comentó el chef de Le Coeur, Emmanuel Martínez. “Nos consideramos un restaurante diferente, más que el tema económico, nos gusta que la gente nos reconozca y nos valore, que se sientan bienvenidos como si estuvieran en el comedor de nuestras propias casas.” En efecto, así me sentí.

 

 

 

¿Qué probé?
Abrimos la cena con Escargots (caracoles) en su cocha. Emmanuel se tomó el tiempo de explicarme personalmente cómo comerlos. Ahora comprendo la demanda, porque a pesar de su apariencia, son exquisitos. Aquí los sazonan con mantequilla provenzal, ajo, shallot y perejil. Los acompañan con un pureé Robuchon a base de mantequilla, que es muy sedoso y terso. También lleva un salteado de Setas (tipo de hongo) deliciosamente sazonadas.

 

En el segundo tiempo probamos la famosa Sopa de cebolla. Estaba muy emocionada por probarla porque Emmanuel me platicó que ¡tardan 12 horas en elaborarla! debido al proceso de caramelización de la cebolla. Se prepara con coñac, caldo de res y va gratinada de queso Gruyere. El sabor es muy intenso y añejo, cumple con la intención del proceso.

 

Le boeuf bourguignon, un estofado muy clásico francés, fue el main course. Es un asado de tira que se bravea por 12 horas, entonces queda excepcionalmente suavecito. El caldo restante se cuela para hacer un Demi-glace, que asimila un gravy de sabor muy intenso. El corte viene acompañado de verduras y pureé Robuchón.

 

El postre fue el emblemático Créme brulée, es una crema cocinada a baño maría, con vainilla y quemada con azúcar. Lo sirven con una compota fresca de frutos rojos y un toque de albahaca. Sin duda, este es uno de los postres más cotizados y reconocidos alrededor del mundo, no solo porque es delicioso y delicado, sino porque cocinarlo al punto, crujiente y suave a la vez, es la clave.

 

 

 

El vino con el que acompañé la cena fue un Pinot Noir de Borgoña, lo eligió la casa y fue muy adecuado, Beaune Du Château Premier Cru 2012. Contiene notas de chocolate, higo y frutos rojos. Es atractivo, elegante y maduro, con un toque de masculinidad, perfecto para los cuatro tiempos ¡Voalá!

 

Le Coeur es un restaurante que está pensado para gente que quiere disfrutar de una ocasión o el momento de algo especial. Lo recomiendo especialmente a gente que ha viajado y regresa buscando un lugar en dónde obtener la auténtica experiencia francesa, probar un buen escargot, crème brûlée u otro platillo tradicional.

 

 

Reproducido 15 veces.
Las opiniones que aparecen en esta columna son responsabilidad del autor y no necesariamente las de este medio.
 
Notas Relacionadas
  • Charly's Taquitos

    Una barbacoa de pozo fuera de lo común y gran variedad de tacos día y noche.
    Recomendaciones
    viernes 19 de enero 2018
    Brunch
    Casual
    Rufino Bistro
    Todos los días tienen un menú de working lunch distinto. Por las mañanas escoge un café y algo de panadería.
    Cena
    Urbana
    Bobby Good Burgers
    Hamburguesas de barrio, puedes escoger los toppings que llevará, y el tipo de carne.
  • 1
    2
    3
    4
  • Destacados

  •